Hablar de armario empotrado es hacerlo de una gran solución para casas pequeñas en las que queremos aprovechar al máximo el espacio disponible y ganar así sensación de orden.

En el mundo de la decoración las reglas no están escritas, por eso queremos presentar los aspectos más positivos y los menos en lo referente a los armarios empotrados. Y es que nos encontramos ante una importante inversión de la que debemos estar muy seguros.

La primera de las ventajas es poder aprovechar mejor el espacio, apurando al máximo la superficie disponible ya que abarcan desde el techo hasta el suelo.
Otro aspecto positivo es que al encontrarse empotrado este tipo de armario contribuye a la elegancia de la habitación ya que se crea una mayor sensación de orden y espacio.
Al no existir apenas huecos entre el cuerpo del armario y las paredes, se evita también la acumulación de suciedad por lo que únicamente debemos preocuparnos de la limpieza de su interior en profundidad.
No podemos olvidarnos que gracias a la variedad de frentes existentes en el mercado podemos elegir el estilo de armario que mejor se adapte al ambiente que queremos crear, además de incorporar la puerta que más convenga.

En Puertas Lis, seguiremos hablando de esta opción de armario para nuestro hogar.